Bello Puerto Polanco

6

La verdad es que no me había tomado la molestia de ir, supuse que al estar en donde está seguro tendría mariscos equis y caros, de esos que te comes y no te dejan ningún recuerdo memorable. Si bien, en su carta hay muchas cosas bastante equis, si sabes pedir, puedes encontrar maravillitas escondidas en su menú.

Por sugerencia del mesero pedí alitas de robalo, cero se me antojaban pero resultó que están muy buenas, son rostizadas y vienen con una salsita de soya con cebolla, la perfecta botana para empezar, aquí tengo 2 comentarios, la primera vez que las pedí fueron maravillosas, la segunda equis, así que hay que agarrarle el mood al chef.

La tostada de atún es un clásico que aquí les sale extremadamente bien, si no quieres experimentar nada nuevo y prefieres irte a la segura esta definitivamente es tu opción, el atún es fresquísimo y está cortado a la perfección. Una entrada de cajón diría yo.

Los ostiones también están muy buenos, no me los esperaba así de ricos,  tengo que reconocer que si tienen muy buena materia prima en este lugar.

De plato fuerte tienes algunas deliciosas opciones, está este arroz con pulpo, almejas, calamares y tinta de calamar, es como mantequilloso y perfecto, pero enorme, ten cuidado porque parecerás el pingüino de Batman, te deja los dientes negros negros, NUNCA lo pidas en un date a menos que quieras te manden al carajo.

Lo que si me quita la respiración de aquí es el pulpo a las brasas, es algo perfectamente chamuscadito con un adobo delicioso, las costras quemaditas de adobo son una delicia, el pulpo es suavecito y firme sin ser chicloso, está como para enamorarse de él.

Pero aquí viene el plato ganador de la tarde, los langostinos zarandeados, uno ve que cuestan $490 y piensa ¡Posoye no es manda! Pero si consiguen que un rayo de sol ilumine sus cabezas y los haga pedirlos entonces descubrirán que es un plato gigante con 12 langostinos enormes, una cosa deliciosa y enmarañada, es para 2 personas que seguramente al salir de ahí terminarán cogiendo. Así que aguas con quien lo compartes no vaya a ser la de malas.

Pues bueno, llega el momento de los postres, nosotros como buenos comensales nos fuimos por este crujiente de coco con almendra y chocolate porque pues es el que suena más rico y está muy bueno pero hay uno muuuucho mejor.

Paty pidió la tapioca, a mi siempre se me ha hecho como semen molecular, estaba rica, un postre para los raritos que en todos lados hay.

Alfonso el gerente como nos vio bien pendejos vino a asesorarnos y nos dijo que no fuéramos tetos y pidiéramos el flan con queso, y así lo hicimos, y entonces descubrimos que definitivamente después de los langostinos no teníamos ganas de cogernos a ninguna persona, lo que necesitábamos era cogernos a este flan porque es una cosa maravillosa y feliz. Cremosito, perfecto con cajeta encima, algo así como el cielo en la tierra.

Y por último la foto desde el baño

Bello Puerto

Tel: 52810980

Twitter: @BelloPuerto

Julio Verne 89, Polanco

Precio: $400

Domingo y Lunes 13:00 a 18:00

Martes y Miércoles 13:00 a 23:00

Jueves a Sábados 13:00 a 24:00

Tip: Pregunten por Alfonso, es el mejor gerente del mundo conocido y los va a tratar muy bien, además da muy buenas recomendaciones, por el descubrí el flan sexoso.

Share.

About Author

La Fille terrible de la comida, comer es mi pasión desde que tengo memoria, me gusta descubrir sabores nuevos que provoquen orgasmos.

6 comentarios

  1. Es de mis lugares favoritos de mariscos en México, cada vez lo siento más caro y eso me ha limitado el número de visitas.

    Sin duda el pulpo adobado es suculento. Amo con pasión y locura las brochetas de camarón, hasta lamo el plato.

    Por último, no soy fan del flan en general. Nunca es algo que pido en un restaurante, pero ESTE FLAN es como dar una mordida a la nagla de Jesusbebé! Es de las cosas más deliciosas que existen en este planeta.

  2. Estimado Huatch,
    Si no fuera yo quien tomara esas decisiones no lo comentaría. En Bellopuerto durante 2012 subimos precios 1 sola vez. Esto se hace geralmente cada año debido a los ajustes de precios en proveedores. Todos los ingrementos fueron de no más del 3.5% que es cercano a la inflación. El único producto que subió de precio de manera importante fue el atún, por una escasez generalizada (y sostenida) en el mercado…
    Igual muchas gracias por los comentarios y la idea es siempre que el precio corresponda a la calidad y el valor de nuestros productos.
    Un abrazo y te esperamos pronto (con las de la casa y todo!)

  3. La verdad me encanto ver estas recomendaciones gastronómicas mientras buscaba un lugar interesante para celebrar algo muy especial hoy y creo que encontré el lugar perfecto, iré hoy mismo y después les comento como me fue.
    Pd. El flan lo tengo que comprobar.

  4. Pingback: Sin Mantel » Malamen

Leave A Reply

Google+